Encontrar pareja por Internet

Con el desarrollo de las comunicaciones on-line, uno pensaría que la gente ya está absolutamente acostumbrada al contacto por Internet, poniéndolo a la par de otros lugares donde socializar. No obstante, es sorprendente el gran escepticismo que aún hoy existe en torno a buscar el amor en el ciberespacio.

Una de las causas son los mitos que surgían desde los inicios de la era digital, donde la computadora ofrecía un anonimato perfecto para aquellos cuyas intenciones no fueran exactamente buenas. En principio, un par de argumentos básicos que esgrimen quienes consideran que Internet no es un buen medio para conseguir pareja:

  1. Internet es solo para freaks que no saben socializar.
  2. La mayoría de las personas solo buscan relaciones esporádicas en Internet.

En la época previa a la utilización masiva de Internet como medio de comunicación y socialización, la única forma de conocer gente era en el trabajo, los fines de semana o a través de amigos. Sin duda, estar frente a la computadora tratando de conocer gente no era lo más sexy del mundo, sobre todo teniendo en cuenta que todavía no se habían desarrollado completamente los sitios especializados y en su gran mayoría las interrelaciones cibernéticas se basaban en el chat.

No obstante, la expansión de Internet ha logrado que la mayoría de personas con quienes nos podemos encontrar en la calle, un club, un cine o en la fiesta de algún amigo o amiga, sean las mismas con las que podríamos cruzarnos virtualmente. Ahora no dependemos únicamente de tener que salir a un club o discoteca y cruzar los dedos a la hora de encontrarnos con alguien cuyos intereses vayan más allá del techno o las salidas nocturnas. Respecto a las relaciones esporádicas, cabe destacar que las intenciones de esas personas y su calidad como ser humano será la misma, independientemente de dónde nos la encontremos.

Lo que nos ha traído Internet es una manera sencilla y cómoda de poder conocer a personas leyendo su perfil, sus gustos, sus comentarios… Y quienes se justifican alegando que muchos de estos mienten, ¿acaso creen que sólo se puede mentir en la red?

Deja un comentario