Publicidad Deconstructivista

Inspirada en el pensamiento del filósofo francés Jacques Derrida y en las aplicaciones dentro de la arquitectura, el autor busca un espacio dentro de la creatividad desde la fragmentación del lenguje publicitario y su posterior re-composición, invirtiendo el correlato función-forma y transgrediendo principios básicos como la idea o el concepto. La deconstrucción publicitaria busca, en definitiva, rebelarse contra todo precedente.

Una nueva significación

La significación publicitaria tradicional está configurada sobre un desequilibrio favorable al significado y al referente sobre el significante. Sin embargo, si aceptamos que cualquier anuncio es significación en sí, más allá del significado y del referente, insistir en este desequilibrio obstaculizará todo avance en la inquisición de nuevas significaciones, reduciéndose todo esfuerzo, a lo sumo, a una ampliación del depósito metáforico.

Habría por tanto que invertir ese desequilibrio, resaltar de forma radical la composición del significante, reducir la importancia lógico-histórica de las cosas a las que el anuncio alude y trascender el significado previo de cada una de ellas. Sólo así crearemos una nueva significación.

La rebelión del significado

La publicidad está gobernada por la racionalidad. Todo tiene un significado. Todo tiene una función. Los valores emocionales y formales son nexos humanizadores entre el beneficio racional del producto y las necesidades del consumidor. La navegación dulce para arribar al puerto racional. En último término, todos los anuncios publicitarios tienen un sentido, un significado unívoco.

Explorar en el deconstructivismo es negar este sentido cerrado y rebelarse contra el exceso de racionalidad. Rechazar el sentido encapsulado, suprimir las categorías establecidas de significado para que sea en la mente del consumidor donde éste se genere. Siempre nuevo, único, individualizado. Los valores formales y emocionales no tendrán como fin ayudar a crear un significado racional, si no que son en sí mismos un fin que generan significado.

Transparencia

El lenguaje publicitario será en mayor o menor medida simbólico pero siempre transparente de la forma al significado. Trata los mensajes publicitarios de forma unívoca, impide cualquier injerencia interpretativa y se sustenta en la claridad referencial.

Por el contrario, la deconstrucción reivindica la naturaleza alegórica del lenguaje esquivando la obviedad, niega la denotación pura y defiende la posibilidad de infinitas interpretaciones del mensaje publicitario. El lenguaje formal evidencia, la opacidad sugiere. Frente a las notaciones impuestas por gps’s semánticos deben prevalecer los indicios de la intuición.

El anuncio no es la idea.

También es el anuncio, para la publicidad tradicional, un discurso retórico que se puede reducir en último término a una idea. Idea y retórica formarían por tanto una totalidad en sí pero siempre unidas, ya que nunca podría entenderse como totalidad ninguna de sus partes por separado.

Sin embargo, conviene considerar que el discurso retórico pueda ser en sí mismo una totalidad que se mueve en una totalidad aún mayor (en general, la cultura, procesos ambientales y contexto histórico e, individualmente, la percepción de esa cultura, experiencias, sentimientos…) y que, por tanto, el anuncio no sea necesariamente reductible a una idea, sino que la idea será autogenerada en ese continente total. No sería entonces la función del creativo proponer una idea, sino exponer los elementos que generarán esa idea.

Descentralización.

La imposición de un mensaje principal del que brotan mensajes secundarios es obsoleta. La taxonomía, caduca. Hay que desobedecer las lineas de subordinación jerárquica, suprimir el orden. Cualquier elemento incidirá en la concepción de otro sin importar su posición. Multifocalidad, superposición de perspectivas, influencia recíproca en equivalencia de valor. Respetar la lógica interna de los elementos renunciando a su lógica secuencial. Negar un centro, rescindir el orden gradual para dar forma a un caos aparente. Talar el Árbol de Porfirio para cultivar el Rizoma de Guattari y Deleuze.

El límite.

La idea intrínsica de acotación que subyace en la naturaleza del anuncio publicitario sugiere la idea de que si queremos reestructurar tenemos que traspasar. Iniciar la búsqueda de una publicidad no-publicidad. Incorporar otras disciplinas al lenguaje publicitario se reduce a publicidad hecha a la manera de, lo que, culturalmente hablando, oculta una cierta represión o complejo. La publicidad es lo suficientemente autónoma en su lenguaje pero le falta ampliar sus límites. Tratar el anuncio no como acto publicitario sino como acto no-publicitario para abrir nuevas vías de persuasión.

En conclusión.

Podríamos establecer 10 puntos que resumen el pensamiento de lo que sería la publicidad deconstructivista.

El espectador inventa la publicidad.
La forma no sigue a la función. La forma es la función.
El camino más interesante entre idea y significado no es la línea.
A mayor fragmentación mayores expectativas.
Desconfianza ciega en el orden.
Rechazo al lenguaje formal dominante.
Diseñar contra la armonización. El caos controlado es generador de experiencias.
Asalto radical del significante al anuncio.
Paradoja del límite. La no-publicidad persuade lo que la publicidad no puede persuadir.
El deconstructivismo se deconstruye a sí mismo. Obtenga su propia interpretación.

David PadiernaAcerca del autor.
David Padierna trabaja para el mercado hispano en una agencia de publicidad estadounidense.

Aprender inglés leyendo el periódico.

Bueno, no es un periódico tradicional. Es on-line. Y tampoco está únicamente pensado para dar noticias. Lo mejor que tiene Voxy es que ofrece la posibilidad de aprender inglés, subrayando palabras o frases que después lee en voz alta si haces clic sobre ellas. El concepto es interesante y, sobre todo, agradable, ya que dejas de lado el sufrimiento de aprender inglés con un método estricto y aburrido, algo que a lo largo de los años ha sido la meta de muchos cursos.

El servicio está disponible a través de Voxy.com e incluye acceso a noticias y audio de manera gratuita, además de cursos cortos de inglés basados en situaciones de la vida cotidiana. Si te animas a suscribirte, el precio es apenas $4 al mes, aunque si contratas un año te sale por $2 mensuales. Básicamente nada. El servicio de pago, premium, ofrece lo mismo que el básico, pero también incluye juegos para el aprendizaje, mensajes SMS para que puedas practicar el inglés en cualquier momento y lo que denominan Learn Social.

 

Diferencia entre “hay”, “ay” y “ahí”.

 

En más ocasiones de las que debería, me encuentro con frases donde, quien las escribe, confunde la ortografía de “hay”, “ay” y “ahí”. Con la popularidad creciente de Facebook, Twitter, e-mails y mensajes de texto, los errores (y horrores) ortográficos se hacen más patentes.

 

 

 

 

¿Cuál es la diferencia entre “hay”, “ay” y “ahí”?

 

“Hay” proviene del verbo “haber”, en tercera persona del singular:

–       Hay manzanas.

–       Hay cinco personas.

–       Aquí hay mucho ruido.

También implica un deber o necesidad:

–       Hay que ir. (Tengo que ir.)

–       Hay que verlo para creerlo. (Tengo que verlo para creerlo.)

–       Hay que viajar temprano. (Tengo que viajar temprano.)

 

 

“Ay” es una interjección que normalmente se emplea para denotar dolor o aflicción:

–       ¡Ay qué daño!

–       ¡Ay de mí!

–       ¡Ay si te agarro! (en esta ocasión como amenaza).

 

“Ahí” es un adverbio de lugar, y es más fácil de reconocer ya que su pronunciación cambia. En esta palabra, el acento está en la “í”, a diferencia de las anteriores:

–       Ahí te quiero ver.

–       No te muevas de ahí.

–       Ahí yo no me meto.

 

 

Truco: una frase que les ayudará a recordar: Ahí hay un hombre que dice ¡ay!

 

Diferencia entre los Términos Hispano y Latino.

A menudo surge la duda entre cuál es la palabra correcta, Hispano o Latino, así como Hispanoamérica o Latinoamérica. En ocasiones se usan como sinónimos, cuando en realidad existen diferencias entre los distintos términos.

 

Hispano e Hispanoamericano

 

El vocablo Hispano proviene de Hispania, término acuñado por los romanos en el año 197 a.C. para referirse a la Península Ibérica, la cual engloba tanto España como Portugal.

 

No obstante, la palabra Hispano tiene más de una acepción:

 

–       Perteneciente o relativo a Hispania.

–       Español.

–       Perteneciente o relativo a las naciones de Hispanoamérica.

–       Perteneciente o relativo a la población de origen hispanoamericano que vive en EE.UU.

Por tanto, un español, mexicano, colombiano o venezolano se consideran hispanos, si bien únicamente los tres últimos serían, además, hispanoamericanos, ya que pertenecen también a los países de América.

 

En el sentido estricto, un portugués se consideraría igualmente hispano, dado que procede de la región de Hispania, al tiempo que un brasileño es hispanoamericano.

 

Latino o Latinoamericano

 

Por definición, el término latino hace referencia a las personas o pueblos del Lacio, en el centro de Italia. En toda la extensión de la palabra, incluye a todo lo relativo a la lengua latina y sus derivadas como el español, portugués, italiano, francés, etc.

 

Por tanto, se identifican como latinas aquellas personas naturales de los pueblos de Europa y América cuyas lenguas provienen del latín. Latinoamericanos, en cambio, son únicamente aquellos que pertenecen a los países de América colonizados por naciones latinas, es decir, España, Portugal o Francia.

 

Usos incorrectos de hubiese o hubiera

A diario me  llama la atención comprobar como se hace un mal uso de algunos modos de conjugación, especialmente del verbo haber.
La conjugación del pretérito imperfecto en modo subjuntivo del verbo haber es la siguiente:

hubiera/hubiese
hubieras/hubieses
hubiera/hubiese
hubiéramos/hubiésemos
hubierais/hubieseis
hubieran/hubiesen

Como vemos, existen dos formas diferentes del imperfecto del subjuntivo, pero sin embargo la gente suele utilizar el pretérito imperfecto de indicativo –había, 1a persona- o incluso la forma condicional –habría, 1a persona-
Veamos un ejemplo para verlo más claro;

“Si yo habría o había trabajado en ese banco, ahora tenía una buena casa”.               Uso INCORRECTO

“Si yo hubiera o hubiese trabajado en ese banco, ahora tendría una buena casa”. Uso CORRECTO

Probablemente el error dialéctico se deba a que se pueda confundir la expresión en un modo condicional, pero en cualquier caso a mi siempre se suena extraño cada vez que oigo dicha incorrección.

La segunda parte de la frase después de la coma, vemos nuevamente otra incorrección, cuando no se hace un uso correcto del verbo tener, utilizando un incorrecto pretérito imperfecto tenía en lugar, de esta vez si, el modo condicional tendría.

Cómo crear gratis tu página web en Flash

Antes, para poder crear una página web en Flash tenías que tener conocimiento del programa, lo cual era una tarea larga, tediosa y nada fácil. Afortunadamente, ahora puedes hacer tu página sin saber nada de programación y además totalmente gratis.

Para empezar, deberás elegir una de las plantillas gratuitas que te ofrece Wix.com (primero tendrás que registrarte en su página). Después, solamente tienes que seguir las instrucciones y editarla desde su barra de herramientas, la cual es altamente intuitiva. Para cambiar textos, bastará con hacer clic sobre ellos y escribir lo que desees.

Puedes seleccionar una amplia variedad de diseños, según tus necesidades, los cuales van desde webs corporativas hasta sitio con e-commerce integrado, pasando por webs personales, portafolios fotográficos o arte y música.

Aprender a usar el interfaz on-line es relativamente sencillo y no debería tomarte más de unas horas. Por otro lado, si deseas ayuda profesional también te la ofrecen previo pago, al igual que también ponen a tu disposición servicio de hospedaje para tu página, en caso que no dispongas de uno, con un precio desde $4.95 al mes e incluye soporte técnico.

Sobre la polémica con las nuevas normas ortográficas del español

En el marco de la Feria Internacional del Libro en Guadalajara (México), las 22 Academias de la Lengua aprobarán por unanimidad la nueva Ortografía Razonada de la Lengua Española.

En representación de la asociación y como anfitrión del evento, el director de la Academia Mexicana de la Lengua, José Moreno de Alba explicó que no es un prontuario nuevo de reglas ni excepciones, sino un tratado en el que se explicarán, entre otros temas, como el peso de la oralidad en la escritura, los orígenes de la escritura alfabética, las funciones de la ortografía, así como el origen y evolución de los sistemas ortográficos.

Las academias suavizaron la polémica generada por la filtración de información dada a conocer de manera prematura por sus propios miembros, durante la reunión en San Millán de la Cogolla, por lo que aclararon que solo sugieren decirle BE a la B alta, UVE a la V chica, YE a la Y griega y eliminar el acento de la palabra solo. El abecedario quedó con 27 letras porque la ch y la doble ll ya no serán consideradas como parte de el.

Cito textualmente:

“No se modifican las reglas ni se añaden nuevas, sino mejor se detallan con toda exactitud, con objeto de facilitar la correcta escritura a los hispanohablantes y a los hablantes de otras lenguas que desean escribir la nuestra con corrección y propiedad. Vaya un solo ejemplo. Todos aprendimos en la escuela que los nombres propios de lugar se escriben con mayúscula. Resulta sin embargo muy difícil en la practica la precisa delimitación del nombre propio, hay por tanto quienes escribe océano pacífico, ambas palabras con mayúscula y quien opta por la minúscula en el primer elemento, océano con minúscula, pacífico con mayúscula. En esta nueva ortografía se establece con toda precisión cual de estas denominaciones compuesta debe ir en mayúscula y cual en minúscula. No supone de ninguna manera hacer mas complicadas las cosas, es exactamente lo contrario, la precisión de las reglas, es la mejor manera de simplificar la ortografía.”

Pero no para ahí, Moreno de Alba detalló más ejemplos polémicos, entre los que destaca la propuesta para eliminar la tilde de la palabra solo, este, ese y aquel.

Cito textualmente:

“La regla se ha convertido en lo siguiente. Lo ideal, lo que recomienda las academias es no acentuar la palabra solo, este, ese, aquel. Esta es la recomendación, pero lo dice así también el texto, si algún hablante cree conveniente, le resulta útil el acento puede perfectamente acentuar la palabra solo, la palabra ese, este, aquel, cuando ese acento le resulte útil, si no lo necesita no lo ponga, no pero yo estoy acostumbrado a ponerlo y me gusta… ah pues póngalo usted, no hay problema, pero otra vez la recomendación es no usarlo y ya cuando la mayoría de los hablantes y de los escritores determine no escribirlos, la ponemos como regla.”

Al fin y al cabo al momento de escribir la verdad cada quien lo hace como quiera. Será una decisión de cada quién si acepta o no las sugerencias o mejor dicho la nueva ortografía razonada.

Diccionario de Mexicanismos

La Feria Internacional del Libro de Guadalajara (México), considerada la segunda más importante de Latinoamérica y con la comunidad de Castilla y León (España) como región invitada, ha sido el escenario perfecto para la presentación de obras valiosas, entre ellas, el nuevo Diccionario de Mexicanismos preparados por la Real Academia de la Lengua Española.

Contiene casi doce mil entradas con artículos lexicográficos y más de 18,500 acepciones en su primera edición. Algunos de los ejemplos que incluye este compendio explican incluso la idiosincrasia del pueblo mexicano según explicó la investigadora Concepción Company:

“El eje central que estructura el español de México es sin duda el sexo y, ojo, un sexismo machista. Hay por ejemplo más de 200 denominaciones de pene, casi 250, pero no llegan a 30 las denominaciones para el órgano sexual femenino.”

Está integrado por un 60% de locuciones, voces, acepciones y frases provenientes del altiplano central de México y un conjunto de regionalismos.

Algunos de los vocablos incluidos en el compendio son: aguas, chido, híjole, simón ese para un sí enfático, muy padre, güey, una madresita para referirse a una cosa insignificante, chingao para significar sorpresa, de a como no, de a como nos toca, chido, poca madre, chelas, órale, a güevo, que onda, mano para referirse a un amigo, etc.

El Diccionario de Mexicanismos expone vocablos y frases utilizados tanto en los niveles más cultos de la sociedad mexicana, como en los más populares, íntimos y coloquiales.

Entre los más contentos con el nuevo diccionario de mexicanismos está Jaime López, cantautor tamaulipeco pero chilango por adopción, quien califica al diccionario como “una muestra institucional, si se quiere, pero con la que se da un orden y se fijan reglas para hablar mexicano”. En broma, dijo que espera que ahora si se entienda su famosa canción Chilanga banda: “Ya chole, chango chilango: qué chafa chamba te chutas; no checa andar de tacuche y chale con la charola”.

Pintura de pizarra para la habitación de los niños

Ahora, cualquier pared de tu casa puede convertirse en una pizarra para que los más pequeños puedan disfrutar de toda su creatividad. La pintura de pizarra es absolutamente lavable y duradera.

Si quieres que los niños de la casa se diviertan dibujando y coloreando, hay pocas cosas tan sencillas y prácticas como una pizarra donde dejar volar su imaginación. Con este tipo de pintura podrás cubrir casi cualquier pared de tu hogar, ya que se trata de pintura sintética mate que podrás aplicar tanto en paredes como en tableros de madera.

Los más grandes de la casa también podrán usar una zona pintada cubierta con pintura de pizarra para hacer sus anotaciones y poder organizar las tareas de la escuela. Además, puede emplearse como un excelente recurso de decoración, ya que no solo se encuentra en negro o verde –como las pizarras tradicionales- sino que también tendrás a tu disposición colores más alegres y vivos.

El tipo de tiza que suele utilizarse son las regulares que venden en cualquier tienda, siendo idóneas las más blandas, ya que se adhieren mejor a esta pintura. El borrado es igualmente sencillo, pudiendo usarse un paño húmedo o incluso un borrador estándar de los que se usan para borrar en seco.

Pintando la pared de una habitación conseguirás crear una zona creativa aprovechando el espacio que desees y a un precio realmente económico, ya que este tipo de pintura no es excesivamente cara.

Si piensas usarla para pintar la habitación de los niños, es importante que te fijes en que cumple las normas de salud para garantizar que tus hijos no correrán ningún riesgo de inhalar químicos inadecuados.

Sin duda se trata de una propuesta interesante que encantará a pequeños y grandes, además de poder potenciar su capacidad artística y ayudarles a cumplir el sueño de cualquier niño: pintar las paredes de la casa sin riesgo de ser regañado.

Consejos útiles:

–        En la habitación de los niños, asegúrate de que la pizarra esté bajita y sea suficientemente grande como para que los más chiquitos alcancen y tengan un espacio amplio donde dibujar.

–        En la oficina o estudio, puedes pintar un calendario en la pizarra con cuadrados para las fechas. Después, solo tienes que actualizar tus citas borrándolas y poniendo las nuevas.

–        Puedes usar una zona de pizarra en la cocina, para elaborar listas de compra, anotar mensajes telefónicos o incluso recetas.

–        Si lo deseas, puedes añadir un borde de madera para darle un toque personalizado. También es buena idea poner una madera a modo de cornisa donde apoyas las tizas y el borrador.

–        Para delinear apropiadamente la zona que quieres pintar, puedes usar cinta adhesiva de pintura para lograr líneas rectas.

El español de Latinoamérica cobra fuerza en el nuevo diccionario de la RAE

La última actualización del diccionario de la Real Academia Española está previsto que salga en 2013. Con él, se incrementarán los términos procedentes de Latinoamérica y se reducirá el peso del vocabulario proveniente de España. Según el propio presidente de la Academia, Víctor García, “habrá más palabras procedentes de América, americanismos, y menos localismos españoles”.

Durante un evento de presentación del “Diccionario de Americanismos”, se resaltó que la estrategia actual de la RAE es preservar la unidad del español en todas sus variantes. Así pues, la Academia pretende unificar bajo un mismo volumen y reglas las diversas formas de hablar una lengua no sólo en España, sino en toda América.

Con el fin de alcanzar la mencionada unidad lingüística, amenazada por las variaciones regionales y la distancia entre España y el resto de países, los académicos del nuevo continente lograron convencer a la Real Academia Española de que se abra la influencia del resto de academias de América. Por esta razón, en el próximo diccionario de la RAE previsto para 2013 se incluirán muchos menos términos considerados “peninsulares”, los cuales pasarán a denominarse “localismos españoles” y tendrán el mismo grado de corrección que palabras locales de países como México, Perú o Colombia, por ejemplo.

Este giro supone la confirmación del abandono de la supremacía del Estado español en el establecimiento de la ortografía y vocabulario del español, lo cual representa una nueva visión lingüística en Hispanoamérica, ya que hasta ahora se había mantenido dependiente de España no sólo en las referencias lingüísticas sino también en las literarias.