Sistema de almacenamiento perfecto

El otro día, harto ya de quedarme sin espacio en mi ordenador, me decidí a terminar de una vez por todas con el problema: comprar un nuevo disco duro. Ya hacía tiempo que la idea rondaba por mi cabeza, pero quería sacar el máximo provecho a mi dinero y “construir” un sistema eficiente de archivo que me permitiera espacio y flexibilidad.

Entonces fue que descubrí el mundo de los “Hard Drive Docks”, un sistema de almacenamiento consistente en una carcasa externa con entrada para discos duros y que se emplea de manera similar a las antiguas unidades de diskette, con la diferencia de que aquí serán los discos duros los que funcionarán como unidades completamente removibles.

Tras investigar diferentes opciones, finalmente me decidí por la Vantec NexStar NST-D100UFS Hard Drive Dock ($60 aprox.) por una razón fundamental: dispone de conexión e-Sata, la más rápida en este momento para transferencia de datos.

La conexión e-Sata facilita el uso de un disco duro externo como si se tratara de uno interno, favoreciendo el intercambio de archivos a gran velocidad y sin los invenientes que a veces produce la conexión USB (el puerto no lo reconoce o en ocasiones no permite ser desconectado). El único requerimiento para usar un “dock” con conexión e-Sata es que tu ordenador disponga de esta conexión. En caso de no tenerla, no te preocupes, podrás instalar fácil y rápidamente tú mismo la que viene incluida al comprar este “dock”.

El beneficio principal que ahora tengo es que puedo usar mis discos SATA internos como si fueran diskettes, sin perder velocidad en la transmisión de datos de un disco a otro.

El “dock” dispone de bahía para discos duros de 2.5” y 3.5”, e igualmente podréis encontrar algunos con dos bahías simultáneas que os facilitará aún más el intercambio de archivos entre diferentes unidades.

El sistema es perfectamente compatible con Mac y PC, con la salvedad de que los discos duros sólo serán compatibles con el sistema para el cual fueron formateados (es decir, el “dock” te funcionará en ambos sistemas pero los discos duros que uses sólo podrán funcionar en el sistema en que fueron formateados). Y ya que entramos en el tema, una sugerencia rápida para todos aquellos que viven entre dos mundos, Mac y PC: una unidad de disco duro formateada para Windows podrá ser leída, aunque no alterada, con Leopard, mientras que una unidad formateada para Mac no será en absoluto legible con Windows.

4 comentarios en “Sistema de almacenamiento perfecto

  1. Creo que estas equivocado en lo siguiente :
    “una unidad de disco duro formateada para Windows podrá ser leída, aunque no alterada, con Leopard, mientras que una unidad formateada para Mac no será en absoluto legible con Windows.”
    Hay soluciones para escribir particiones NTFS en leopard (NTFS-3G) y programas para leer particiones MAC en windows ( macdrive ).
    Un saludo.

    • Tienes toda la razón. Simplifiqué al máximo para aquellos no tan avanzados en tecnología, pero hay que recalcar que ésta sigue siendo la configuración óptima para la compatibilidad. (Dependiendo del formato que le des al disco, puede no ser compatible con todos los sistemas o limitar el tamaño de archivos individuales).

  2. Hoy mismo me he comprado uno de estos y al poner el disco duro no lo leía. Finalmente he entrado en el panel de control (Windows 7) y desde la utilidad para particiones de discos me aparecía y lo he activado. Bastante fácil, y ya funciona super bien. Si veo que la cosa sigue así, la semana que viene me compro otro disco duro y marchando… Eso de que sea eSata le da mas velocidad, una pasada.

    • el problema es que las nuevas imac no traen puerto esata. yo me consegui un hard drive externo de 2.5 con conexion firewire 800 y me gusta. eso si, mas caro que comprar drives internos e intercambiarlos en el dock

Deja un comentario